¿Tratamiento de la alopecia con técnica de trasplante ó de implante?

Miles de personas, tanto hombres como mujeres se ven afectados por la alopecia a nivel mundial, siendo un problema que ha ido creciendo cada vez más en la sociedad. De acuerdo con la Asociación Americana de la Perdida del Cabello las personas que sufren de este problema se encuentran emocionalmente muy afectas por su situación y harían lo que sea por cambiarla. El tratamiento de la alopecia femenina y masculina es uno de los mayores retos de la medicina. Y es la implantación de cabello artificial, entre varios tratamientos quirúrgicos existentes, una de las más destacadas debido a sus bajos efectos secundarios y rapidez de implementación.

En las últimas décadas la cirugía capilar ha evolucionado de una manera extraordinaria. Tanto es así, que hay casos realmente extraordinarios si se compara el antes con el después. Dos procedimientos de extracción de unidades foliculares (UF) son los que se emplean con mayor frecuencia a la hora de realizar una intervención de trasplante de pelo. Se trata de las técnicas FUSS (Follicular UNit Strip Surgery) y FUE (Follicular Unit Extraction). Ambas tienen, como es lógico, ventajas e inconvenientes. Por ello, cada una de ellas es adecuada para unos casos u otros, en función de las características que presenten los pacientes.

Técnica FUSS, FUE y Biofibre

FUSS: En esta técnica se realiza la extracción de los cabellos de la zona donante mediante una fina banda de piel, esta banda contiene cabellos con longitud de 15 a 20 cm y 1 cm de ancho aproximadamente, la extracción se realiza normalmente de la zona posterior o lateral de la cabeza, finalizando con una sutura. Los puntos son retirados alrededor de las 15 días y dejando una cicatriz estéticamente imperceptible solo cuando el cabello circundante tenga una longitud aproximada a 1cm.

FUE: Esta técnica se trata de una variante quirúrgica de la técnica de microtrasplante folicular, consiste en realizar la extracción de los folículos de la zona donante individualmente sin necesidad de suturar y sin dejar cicatriz alguna. Es por esta razón que es considerada como la técnica de trasplante capilar más avanzada que existe. Las unidades foliculares de 1, 2, 3 o 4 pelos son extraídas junto a las glándulas sebáceas y vasos capilares.

Biofibre: Esta técnica consiste en el implante de cabello artificial mediante una cirugía suave, eficaz y segura, la cual se realiza con anestesia local y con un implantador manual o una máquina automática que permite obtener un engrosamiento completo y natural del cabello, dejando un resultado estético inmediato, sin cicatrices, indoloro y sin necesidad de una hospitalización.

Procedimiento FUE

En la actualidad la Extracción de Unidades Foliculares (FUE) es la mejor técnica que existe para obtener injertos en la zona donante. Los folículos se extraen uno a uno haciendo uso de herramientas microquirúrgicas con diámetros menores a 1 milímetro. Dicha extracción es simple e indolora, y la zona puede durar hasta 4 días en cicatrizar. No existe el riesgo de dañar algún nervio. Es excelente para pacientes que no se pueden permitir un periodo de 30 días de reposo para que la herida cicatrice correctamente. En ningún momento se requiere el uso de bisturís o suturas. La técnica FUE no es considerada como una cirugía invasiva y es tolerable para el paciente. Se trata de una cirugía menor y es catalogada como un simple acto médico. EL cirujano que la realiza debe tener un entrenamiento específico en esta técnica en un centro reconocido para poder retirar las unidades foliculares intactas sin lesionar ninguno de sus elementos, ya que cada folículo debe ser delicadamente retirado uno por uno.

El beneficio más importante de la técnica FUE es que mientras se realiza la extracción no existe daño de ninguna unidad folicular. Si por alguna razón el cirujano toma la decisión de no retirar la unidad folicular que había elegido e incidido con el microbisturí, esta continuara su normal crecimiento tal y como lo hacía  anteriormente. Además la técnica FUE tiene un corto periodo de recuperación,  permitiendo al paciente realizar deportes o levantar peso al termino de la primera semana luego del procedimiento, ya que dicho tiempo es solo para permitir que las unidades foliculares trasplantadas creen raíces en las zonas receptoras.

Procedimiento FUSS

Durante años el trasplante capilar se ha basado en la extracción de una tira de piel, lo que implica retirar de la zona donante una banda de cuero cabelludo haciendo uso de un bisturí, el cual penetra en la dermis cortando nervios y vasos. Luego se sutura y se requiere para la cicatrización total un lapso de un mes, tomando en cuenta que a veces persiste una alteración de la sensibilidad que puede durar algunos meses o incluso podría ser de forma permanente en algunos casos. Debido a que se produce un daño en los nervios, existe una pequeña probabilidad de pacientes que no recuperan la sensibilidad nerviosa total en la parte posterior de la cabeza.

Este método es considerado una cirugía mayor por lo que el médico que la realiza debe ser cirujano y no un dermatólogo o medico general. La técnica FUSS es un procedimiento invasivo que implica un corte en la piel con sección de nervios y vasos en la parte occipital (posterior) del cuero cabelludo. El médico que lo realiza ha de tener mucha habilidad quirúrgica para poder dejar cicatrices indetectables. La tira que se extrae se pasa a las auxiliares para ser cortadas y se divide el cuero cabelludo en unidades foliculares con o sin la ayuda de microscopio. Mas del 30% de las unidades foliculares de la zona donante pueden dañarse por el bisturí en el momento de la extracción y en la disección microscópica realizada por las enfermeras o auxiliares. Este método quirúrgico exige no realizar deportes o gimnasio al menos por 30 dias tras la intervención. Cualquier movimiento que implique la flexion anterior de la cabeza tiene que ser realizado con cautela para no infligir tracción sobre la herida.

Procedimiento Biofibre

El implante por Biofibre consiste en injertar bajo el cuero cabelludo anestesiado una fibra por vez, hasta obtener el resultado estético deseado. Se trata de una técnica de cirugía dermatológica ambulatoria de repoblación capilar que corrige gradual y progresivamente los problemas de la calvicie definitiva masculina y femenina obteniéndose un resultado estético inmediato y una alta densidad capilar. Los cabellos artificiales Biofibre son dispositivos biocompatibles certificados, aprobados para el implante por las autoridades sanitarias de los países en los que se practica este método.

¿Quién puede someterse a estas técnicas?

Los pacientes candidatos a la técnica FUE son aquellos que presentan características como perdida de cabello limitadas y controladas, alopecias cicatriciales de escasa extensión, pacientes que desean llevar el cabello corto y prefieren evitar la cicatriz, pacientes con zonas donantes iniciales de baja densidad, pacientes que quieran disimular cicatrices de trasplantes previos.

Por otro lado los pacientes candidatos a la técnica FUSS son aquellos que presentan áreas con alopecias extensas, debido a que se obtienen e injertan un número elevado de unidades foliculares, el porcentaje de unidades foliculares transeccionadas en la preparación es mínimo y se precisan menos sesiones para obtener buenos resultados en cuanto a densidad, con el consiguiente menos coste económico.

Por el contrario Biofibre está indicado para todo tipo de alopecia masculina y femenina, a cualquier edad y cuando se desea potenciar el resultado estético de otras técnicas. El implante de cabello artificial con Biofibre es una técnica compatible con otros tratamientos contra la alopecia, como por ejemplo el trasplante capilar. Este procedimiento no depende de la cantidad ni calidad de pelo en la zona de implante, ya que el cabello artificial Biofibre es heterologo y biocompatible, y en ninguno de los casos es necesario rasurar la zona receptora, por lo que el aspecto solo cambiaria a mejor. Todo tratamiento va precedido de la correspondiente prueba de tolerancia, adicional a esto con los cuidados correctos y un taponamiento queratico que se crea en torno al implante se impide la penetración y proliferación bacteriana por lo que no existe riesgo de sobreinfección.

¿Desea saber cuando son los próximos talleres de capacitación? ¿Tienes alguna opinión sobre Biofibre?

Si desea saber más sobre Biofibre o sobre los próximos talleres de capacitación puedes contactarte con nosotros o escribir tu consulta en la parte de abajo (sección comentarios).

Imagen de Anton_Beresovsky_NSK vía Pixabay.com bajo licencia creative commons.

Leave A Response

* Denotes Required Field