¿Los antibióticos provocan la caída de cabello?

La caída del cabello, también conocida como alopecia es un problema que afecta a muchos hombres y mujeres a nivel mundial, sus causas pueden ser muchas desde cambios hormonales hasta situaciones de estrés o mala alimentación. Existen tratamientos que pueden provocar pérdida capilar como efecto secundario, es de conocimiento general que la quimioterapia es uno de ellos, pero hay otros medicamentos utilizados con mayor frecuencia que pueden causar este efecto secundario nada agradable para cierto porcentaje de la población. De esta manera hay que tener cuidado con los medicamentos ya que algunos de ellos pueden fomentar la aparición de pelo seco, restar vitalidad y brillo e incluso resultar con la temida pérdida de cabello.

Alopecia por medicamentos

En la alopecia por medicamentos se produce una pérdida parcial o total del cabello de forma temporal aunque en algunos casos puntuales puede ser permanente. Ellos suele conllevar un fuerte impacto anímico para el paciente, situación en la que se mezcla la vergüenza, ansiedad y depresión. La alopecia causada por fármacos se produce por una agresión a las células de los folículos pilosos que tienen la propiedad de dividirse rápidamente. Su mecanismo de acción afecta a las fases del ciclo vital del pelo, pudiendo diferenciarse un efluvio telógeno y un efluvio anágeno.

En el efluvio telógeno se produce una pérdida de cabellos normales debido a una evolución de los folículos en fase anágena (fase de crecimiento) hacia una fase telógena prematura (fase de reposo) y se inicia a los 2 o 3 meses del inicio del tratamiento médico. En el caso del efluvio anágeno se produce una pérdida generalizada de pelo en su fase de crecimiento debido a una inhibición simultanea de las células foliculares en proceso de división provocando una caída del pelo radical y extensa que empieza entre los 7 y 14 días de iniciado el tratamiento.

Alopecia por antibióticos

Es probable que no exista ningún medicamento en el mercado farmacéutico que no tenga su propio conjunto de efectos secundarios y más aun cuando se trata de los antibióticos, tan utilizados para combatir enfermedades e infecciones, los antibióticos pueden causar caída de cabello temporal, pues reducen el hierro y la vitamina B en el cuerpo, dos elementos importantes para la salud capilar. Este tipo de tratamientos pueden ser considerados como uno de los más poderosos a medida que cumplen funciones especializadas con el fin de curar enfermedades específicas. Como ya mencionamos un posible efecto secundario de los antibióticos es la pérdida del cabello, y son varios los tipos de droga que comparten este efecto secundario en particular. De hecho algunos de ellos incluso lo indican en su larga lista de posibles efectos adversos en conjunto con heces suaves, diarreas y nauseas. Y en los casos de las personas alérgicas sobre todo a las penicilinas y sulfamidas pueden presentar desmayos, falta de aire, urticaria, hinchazón o erupciones cutáneas en la cara, labios y lengua.

¿Como evitar este tipo de alopecia?

Así que lo más indicado es consultar a un médico y no automedicarnos para evitar este tipo de efectos, no debemos tomarnos a la ligera los medicamentos que utilizamos y al menos tomar precauciones. La primera de ella seria leer el prospecto para saber, al menos, si nos sucede algo que no es debido, ya que algunos de los ingredientes más populares pueden estar presentes en ciertos antibióticos de uso frecuente y estos incluyen el arsénico, bismuto, ácido bórico, citrato, morfina, estrógenos, litio, selenio y warfarina por nombrar unos pocos. Sin embargo no es prudente dejar de tomar medicamentos de inmediato a menos que uno este absolutamente seguro de que se trata de un antibiótico este causando  la pérdida del pelo, siempre lo ideal es consultar con un medico antes de tomar cualquier acción. En el caso del tratamiento contra los hongos, algunos de estos medicamentos para infecciones de hongos y bacterias tienen algunos efectos indeseados, particularmente los productos antifungicos son capaces de reducir el número de hongos e incluso matarlos, pero también destrozar nuestro cabello.

Tratamiento contra la alopecia

El implante de cabello artificial biocompatible es un procedimiento quirúrgico de carácter ambulatorio simple y poco invasivo, consiste en implantar en el cuero cabelludo fibras de poliamida tan finas que son muy semejantes al cabello real, estos se insertan uno a uno de manera similar al micro trasplante capilar, cuidando el ángulo y sentido del cabello de manera minuciosa para obtener un resultado estéticamente natural.

¿Tienes alguna opinión sobre este tema? ¿Deseas conocer más sobre Biofibre?

Si deseas saber más sobre Biofibre puedes contactarte con nosotros o escribir tu consulta en la parte de abajo (sección comentarios).

Imagen de frolicsomepl vía Pixabay.com bajo licencia creative commons.

Leave A Response

* Denotes Required Field