Cuidados después de la lipotransferencia

La lipotransferencia es uno de los métodos más novedosos que tiene la cirugía estética y forma parte de la medicina regenerativa o reconstructiva ya que consiste en extraer grasa de ciertas zonas del cuerpo y colocarla en otra zona que necesite corrección de imperfecciones o para dar más volumen en una zona específica que el paciente desee. Es un proceso bastante seguro y libre de rechazos por que se usa la misma grasa del cuerpo para realizar dichas correcciones o aumento de tamaño.

Cirugía dos en uno

La lipotransferencia en otras palabras consiste en una combinación de técnicas de liposucción y relleno. Con la primera se realiza la reducción  y moldeado de zonas conflictivas del cuerpo y se utiliza esa misma grasa como material de relleno para aumentar y moldear las zonas deseadas. Esta cirugía supone un gran avance ya que se trata de un dos en uno altamente eficaz ya que la utilización de la grasa del propio paciente como material de relleno para restaurar y dar volumen a zonas como pechos o labios evita la utilización de materiales sintéticos o semisinteticos que pueden ocasionar posibles complicaciones o reacciones a un cuerpo extraño y posterior rechazo.

Los resultados obtenidos son muy satisfactorios tanto en casos de cirugía estética como reparadora, en pequeñas y grandes cantidades ya que en nuestra grasa hay un 5% de células madre que regeneran los tejidos.

Cuidados tras la intervención

Antes y después de la intervención  hay que asegurar una correcta limpieza de la piel, es recomendable que la piel sea hidratada diariamente con cremas reafirmantes una semana previa a la intervención para asegurar la buena elasticidad y calidad de la piel.

Es importante que aquellos pacientes que se han sometido a la transferencia de grasa usen una faja durante el tiempo de recuperación, excepto cuando se bañen. Este tipo de fajas son necesarias para proveerle de soporte y reducir los movimientos bruscos.

El paciente debe mantener un reposo relativo durante 3 días después de la intervención, puede caminar pero no hacer esfuerzos.

Dependiendo de la zona tratada se deben evitar las actividades que se realicen para quemar calorías y ejercicios de levantamiento de peso para no poner en riesgo las células nuevas de grasa.

Las heridas deben ser curadas según las instrucciones del médico tratante.

A partir del tercer mes postoperatorio el resultado es permanente y definitivo y habitualmente esta intervención no requiere retoques.

¿Que debemos tener en cuenta para una lipotranferencia?

Las contraindicaciones son relativas y depende de la calidad de los tejidos de cada paciente, así como de la disponibilidad de grasa en cada caso. La edad o el sobrepeso no son un problema para este tipo de procedimiento pero sí lo es el tabaquismo intenso.

Como siempre en cirugía estética se debe individualizar cada caso para ofrecer al paciente el mejor resultado posible con las máximas garantías de éxito.

¿Tienes alguna opinión o duda sobre este tema? ¿Deseas conocer más sobre la lipotransferencia?

Si deseas saber más sobre la lipotransferencia puedes contactarte con nosotros o escribir tu consulta en la parte de abajo (sección comentarios).

Imagen de kmichiels vía Flickr.com bajo licencia creative commons.

Leave A Response

* Denotes Required Field